Soluciones para mejorar el estado de tus uñas


A pesar de que la mayoría estamos convencidas de que no son una de las partes más visibles de nuestro cuerpo, las manos a menudo se convierten el centro de atención en tanto que son una de nuestras herramientas de comunicación no oral más utilizadas.

Especialmente en lo que a la imagen se refiere, las uñas tienen mucho que decir: el estrés, la falta de tiempo o la escasez de cuidados por tu parte son algunos de los motivos que pueden hacer que no se encuentren en plena forma.

A continuación te dejamos los remedios para algunos de los problemas más comunes de las uñas, así que toma nota y no dejes que tus uñas destaquen por otra cosa que no sea su belleza y salud.

Quebradizas: Muestran el deterioro de las láminas externas de la uña. Para mejorar su estado lo mejor es aplicar entre dos y tres veces al día un aceite hidratante de melocotón o un serum especial para ello durante unos 15 días en los que deberás abstenerte de pintarlas.


Frágiles: Se caracterizan por una fuerte tendencia a doblarse, por lo que debes intentar devolverles la fuerza aplicando serums de noche que dicen tener mayor efecto en este momento del día. Aplícalos desde la raíz, déjalos secar y aplica un endurecedor de farmacia por la mañana.

Surcos: Acostumbra a ocurrir a personas que trabajan continuamente con productos de limpieza químicos como detergentes y lejías y hasta a las que utilizan quitacutículas demasiado fuertes. Lo mejor para evitarlo es utilizar guantes para trabajar con dichos productos, hidratar a diario tus uñas con productos específicos y utilizar esmaltes que te ayudarán a protegerlas.

Muy duras: Se endurecen por la falta de agua, por lo que es fundamental hidratarlas a menudo y utilizar productos suavizantes que ayuden a reblandecer la superficie durante un periodo de unos 15 días.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *