Remedios naturales contra la caída del cabello


Son muchas las técnicas, productos y tratamientos que tenemos a nuestro alcance para los cuidados, la salud y la belleza de nuestro cabello y, sin embargo, ninguno de ellos parece resultar lo suficientemente natural como para hacerlo sin efectos secundarios.

Si quieres reforzar tu cabello y prevenir su caída de una forma económica y sobre todo muy natural presta atención a los siguientes consejos y recetas que te contamos para un cuidado capilar de lo más efectivo.

– El aceite de onagra es uno de los mejores aliados de nuestro cabello, pues sirve para mejorar la circulación y prevenir la caída del pelo temporal que tanto nos afecta en algunas épocas o a largo plazo conocida como alopecia. Tres cápsulas naturales a diario serán suficiente (no más de 1000 miligramos).

– El ginkgo biloba también puede tomarse en cápsulas tres veces al día para fortalecer el cabello y los folículos capilares.

– La aplicación diaria de una infusión de cola de caballo o albahaca también son una buena prevención contra la caída del cabello, especialmente si las aplicas mediante suaves fricciones progresivas de la frente a la nuca. Prepáralas con una infusión de hojas secas de estas plantas, unas gotas de aceite de romero y un poco de aceite de almendras.

– Aunque probablemente te den bastante respeto por la reacción de la piel al contacto con esta planta, la ortiga es un excelente freno para la caída del cabello y ayuda además a eliminar la grasa que frena el crecimiento del cabello, la caspa y la seborrea.

Para conseguir esta solución natural deberás preparar una mezcla con 100 gramos de hojas secas de ortiga y romero, mezclarlas con un litro de anís y dejar reposar durante 15 días; aplícala entonces para masajear el cuero cabelludo.

De acuerdo, no tenemos evidencia y comprobación científica de estas recetas caseras, ¡pero según se dice son muy efectivas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *