Ojos ahumados en marrón

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


La técnica de los smokey eyes se ha popularizado en las últimas temporadas gracias a su elegancia y su versatilidad, que nos permite utilizarla tanto en las ocasiones especiales como en nuestro maquillaje a diario.

Además, aplicar las sombras sobre los ojos con esta técnica no es para nada complicado una vez conoces la técnica… ¿Quieres aprender cómo conseguir una mirada ahumada en tan solo unos minutos? ¡Toma nota de nuestra guía paso a paso!

1. Utiliza una pre-base para párpados con el fin de crear una base estable sobre la que trabajar que además ayudará a mantener el resto de productos intactos durante más tiempo.

2. Escoge tres tonos de sombra de ojos: Una clarita de tonos neutros, una marrón suave intermedia y finalmente una más oscura para destacar la mirada.


3. Aplica la sombra más clara de color crema, marfil y hasta bronce sobre todo el párpado y luego difumina la sombra de tono medio (color canela, por ejemplo) en las zonas en el globo del ojo y hasta sobrepasando un poco la línea divisoria entre ambos párpados.

4. El efecto smokey se consigue especialmente gracias a la aplicación de las sombras más potentes (marrón con reflejos dorados, champagne, café, etc.) sobre la zona del lagrimal y en el extremo del ojo de forma ascendente dejando la parte central ligeramente más clara que el resto.

5. Si quieres dar un toque más intenso a tus ojos ahumados, puedes utilizar un poco de sombra bajo la línea de las pestañas inferiores o bien perfilarlas con un lápiz delineador marrón similar al tono utilizado (para más profundidad utiliza el negro).

6. Por último, no olvides aplicar una buena dosis de rimmel que de un volumen y una longitud extra a tus pestañas.

Ponte manos a la obra y comienza ya a practicar la técnica… ¡Conseguirás una mirada de infarto!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *