Maquillaje de día y noche para chicas con gafas

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Aunque soy de las que considera que llevar gafas graduadas puede resultar realmente favorecedor para algunas personas, lo cierto es que también soy de las que opina que a menudo éstas pueden hacer que todo el esfuerzo para maquillarnos haya sido en balde.

Si quieres potenciar tu mirada con el maquillaje a pesar de que las gafas puedan robarle parte del protagonismo atiende, porque te dejamos algunos buenos consejos para maquillarte tanto de día como de noche.

De día

Quedarse al natural es una tentación para la mayoría de chicas con gafas, que son conscientes de que las monturas disimularán bastante bien un rostro desmaquillado. Sin embargo, este es un hábito que debes evitar en la medida de lo posible: apuesta por un maquillaje del mismo tono de tu piel y aplica una capa de polvos traslúcidos para conseguir que se mantenga durante más tiempo a pesar del roce de las gafas.

Las sombras deben ser muy naturales, por lo que los tonos nude, rosas y beige serán buenos aliados para devolver a tu mirada la luz que le restan las gafas. Por supuesto, no debes olvidarte de acompañarlas como un poco de máscara de pestañas en negro para abrir todavía más tu mirada.

En cuanto al resto, recuerda dar un toque de blush apropiado para tu tono de piel (rosado para pieles blancas o melocotón para las morenas) y da un poco luz a tus labios con un brillo transparente o en tonos naturales o rosados.

De noche

Quizá pudieras apostar por las lentillas, pero ya sea porque te molestan o porque quieres lucir tus gafas como un complemento más no quieres renunciar a ellas.

La clave está en maquillarte tal y como lo haces siempre (base de maquillaje, colorete, etc.) pero añadiendo algunos productos que se convertirán en básicos: las sombras oscuras, el rimmel, el iluminador para devolver al rostro la luz que le restan los tonos oscuros y una capa de polvos traslúcidos para mantener el maquillaje durante más horas sin que desaparezca.

Lo mejor es que des el protagonismo a tu mirada y a tus gafas, por lo que los labiales deberán ser bastante suaves y sencillos.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *