Cambia de look en cuestión de minutos con los flequillos de quita y pon


¿Tienes ganas de cambiar de look pero no te atreves a echar mano de la tijeras? Pues hoy estás de suerte, porque vamos a hablarte de la opción perfecta para ti: los flequillos de quita y pon. ¿Habías oído hablar de ellos?

Las celebrtities nos marcan las tendencias y parece ser que el flequillo vuelve a estar de moda. Aunque sobre todo se lleva el largo, podrás ver el flequillo en un montón de estilos diferentes. Lo único malo es que toda moda es pasajera y a muchas nos duele cortarnos el flequillo que luego tarda mucho tiempo en crecer. Por eso, los flequillos postizos suponen una opción súper cómoda y práctica. ¡Hasta las famosas lo usan!


Los flequillos postizos tienen un montón de ventajas. Y es que además de permitirte cambiar de look en tan solo unos minutos, son perfectos para lucir el peinado que te gusta sin necesidad de tener que cuidar el flequillo. Las que lo hayan llevado alguna vez, sabrán que no es nada fácil de mantener: se necesitan planchas para el cabello, cremas para cuidar la piel de la frente…

Podrán ponerte el flequillo postizo en la peluquería, aunque también puedes probar a colocártelo tú misma mediante un montón de horquillas. Eso sí, es mucho más probable que se mantenga intacto y en su sitio si te lo hacen en un salón de belleza. A parte de esto, ponerse un flequillo en casa no tiene más misterio que escoger la longitud del mismo y adaptarlo a la parte de la cabeza que quieras para que te dé el resultado esperado.

Como pasa con todo, los precios varían dependiendo de la calidad, por lo que podrás encontrar flequillos postizos más o menos decentes a partir de los 25 euros.

¿Qué te parece esta solución para cambiar de look?

2 comentarios

  1. Es divertido imaginar un flequillo sujetado con un montón de horquillas… Ahora se venderán como churros, y lo digo por el look que ha puesto de moda Michelle Obama. A ella le queda de maravilla, justo es decirlo, pero el flequillo es una cosa que puede quedar de pena, según qué cara y edad tengas. Siempre hay que ir con cuidadito a la hora de seguir modas, que uno corre el riesgo de hacer el más soberano de los ridículos.

  2. Sí que es cierto que hay que tener mucho cuidado a la hora de escoger el flequillo. Sin embargo, para casi todos los rostros existe un tipo de flequillo. Solo es cuestión de ir probando. ¡Un saludo Anna!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *