Trucos para eliminar el cansancio del rostro

rostro-cansado-trucos
A estas alturas del año seguro que se nota el rostro ya más cansado porque se acumula todo el estrés y el ajetreo del invierno y se necesitan ya las próximas vacaciones. La piel del rostro es un claro ejemplo del ritmo de vida diario Sin embargo, a pesar de que muchas veces se tiene el rostro cansado, es fácil disimularlo y devolverle su esplendor. Con estos trucos, será muy sencillo.

Efecto buena cara

Para conseguir el efecto buena cara lo primero que hay que trabajar es la piel. En concreto, hay que prepararla. Por eso, es importante hacer una limpieza y desinflamar el cutis porque, cuando el rostro está más cansado, se tienen a producir inflamaciones sobre todo en la zona de los ojos.

Para reducir la inflamación, se puede recurrir a varios trucos: desde lavarte la cara con agua fría, prácticamente helada, a aplicarte una infusión de manzanilla, que previamente habrás guardado en la nevera para que esté fría.

Otras alternativas son aplicar sobre el rostro té frío o bien recurrir a los contornos de ojos en roll on con aplicador metálico o de un material que esté frío, ayudando así a bajar la inflamación. También es bueno que este contorno se guarde en la nevera.

rostro-cansado-trucos
Además, hay que atacar las ojeras y las bolsas. Para ello, el mejor aliado es el corrector. Tiene que ser del mismo tono que el fondo de maquillaje que se utilice, pero además se debe tener en cuenta el color de las ojeras. Por ejemplo, si son de color azul, el corrector es conveniente que tenga pigmentos amarillos. Por el contrario, si las ojeras son marrones, el corrector debe ser rosado.

Este producto tienes que aplicarlo con pequeños puntos a lo largo de toda la ojera y difuminarlo bien con ayuda de la yema del dedo o bien de un pincel. Es clave que no pongas mucha cantidad para que no se marquen las arrugas y todas las miradas se centren en esta zona del rostro.

A continuación, es conveniente que apliques un maquillaje muy fluido y que aporte una buena hidratación. Las mejores opciones son por ejemplo las BB Cream o las CC Cream, que además aportan más luminosidad. Si el rostro está muy apagado, es hora de aplicar unas gotas de iluminador.

Para acabar, se pone un toque de rubor en las mejillas en tono rosado o melocotón para dar un aspecto más saludable al rostro.

La mirada

Los ojos son el espejo del alma y también son el fiel reflejo de si el rostro está o no cansado. Para disimularlo, es mejor aplicar sombras claras en la zona del párpado superior. Además, es el momento de utilizar el rizador de pestañas para abrir más la mirada.

La máscara de pestañas es totalmente decisiva, teniéndola que aplicar arriba y abajo para que la mirada parezca mucho más despierta. Y, sobre la raya de ojos, hay que olvidarse de los colores –negro incluido- y optar simplemente por marcar con un lápiz blanco la mitad de la raya interna del ojo hacia el lagrimal. Así destacadas el blanco natural de los ojos.

Boca

Es otro de los puntos claves en el rostro de una mujer. Cuando se tiene el rostro apagado, maquillar los labios es una manera muy buena de darles luminosidad. Los mejores tonos para estos casos son los rosados o rojos vibrantes y luminosos. Es importante evitar los tonos más oscuros porque hacen la boca más pequeña y más apagada.

Un gloss o una capa de brillo sobre el pintalabios elegido es otra alternativa para aportar mayor luminosidad y también más volumen. Con todos estos trucos, habrás dicho adiós al cansancio.

Artículos relacionados:

Maquillaje para la piel de un rostro cansado

Cómo maquillarse para disimular un rostro cansado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *