Tipos de máscaras de pestañas


El rímel es un elemento imprescindible en nuestra rutina de belleza, pues de él depende la expresión que logremos darle a nuestros ojos. Hace unos días te explicaba los tipos de aplicadores de rimel que hay en el mercado actual, hoy te hablaré de lo que es el líquido que contiene el envase y que hace que existan distintos tipos de máscaras de pestañas:

Para dar volumen: este tipo de máscaras es ideal para aquellas mujeres que tienen las pestañas finas y frágiles ya que aumentan el grosor de cada una de ellas mediante diferentes estrategias y fórmulas que cada marca considere oportuna. En algunas ocasiones pueden incorporar activos hidratantes como el ácido hialurónico y así penetrar en el pelo y hacer un efecto similar a hincharlo; en otros casos están formuladas con untuosas ceras que recubren cada pestaña de manera individual y así les van dando cuerpo, otras contienen pigmentos reflectores cuyo efecto óptico simula una pestaña con más tupida. La textura de este tipo de máscara suele ser densa y conviene peinar bien las pestañas para que queden separadas.

Para alargar: contienen ingredientes que ablandan el pelo para lograr que éste se estire al máximo y algunas incluyen microfibras de nailon que actúan como una pequeña extensión en el término de la pestaña, por lo que son conocidas con el sobrenombre de “efecto pestañas postizas”. Su textura es más fluida y resulta muy fácil de aplicar.

Para tratar: son máscaras de pestañas que tienen los pigmentos de color habituales y en sus fórmulas se añaden ingredientes contra la caída del pelo como la arginina, ceramidas, dexpantenol, aceites vegetales y vitaminas, consiguiendo nutrir y regenerar las pestañas de aquellas mujeres que las tienen con tendencia a la caída.

Para ojos sensibles: de su fórmula se han eliminado todos los ingredientes que pueden irritar los ojos más sensibles y menos tolerantes. Carecen de pigmentos especiales, como azules o verdes, y también son fabricadas sin perfume y en ambientes estériles donde son sometidas a diversos controles oftalmológicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *