Riesgos de la rinoplastia

riesgos rinoplastia
A pesar de que la rinoplastia es una de las intervenciones estéticas más demandadas en las consultas de los cirujanos plásticos, también es una de las más delicadas, entre otras cosas porque la modificación de este elemento principal del rostro, aunque sea minúscula, puede cambiar por completo la apariencia. Por eso, muchos especialistas solo las recomiendan en pacientes que hayan sufrido traumatismos, que tengan problemas respiratorios o que se sientan verdaderamente acomplejados por la forma o el tamaño de la nariz.

Hoy en Maquilladas queremos hablarte de algunos de los riesgos de las rinoplastias. ¿Te apetece acompañarnos? Si tienes dudas sobre si entrar o no en quirófano para modificarte la nariz, te servirá de gran ayuda.

Efectos secundarios

Si estás pensando en someterte a una operación de nariz, es muy importante que el cirujano te informe sobre los posibles riesgos y efectos secundarios de la operación. Así, entre los efectos secundarios más comunes, encontramos los pequeños puntos rojos que pueden aparecer sobre la piel. Se trata de vasos sanguíneos que se han roto o abierto y que, generalmente, desaparecen al poco tiempo, aunque se han dado casos de pacientes en los que los punto se han quedado permanentes. Además, debes tener en cuenta que la nariz estará inflamada al menos un mes. Los cirujanos coinciden en que los resultados finales se comienzan a ver pasados 6 meses.

riesgos rinoplastia1

Riesgos estéticos

Por otro lado, es muy importante que sepas que a la hora de someterse a una rinoplastia se corren riesgos estéticos. Por ejemplo, es posible que queden cicatrices si se utilizan técnicas de cielo abierto. Además, el equipo médico puede cometer errores y el organismo puede reaccionar de forma negativa a los cambios. Como resultado, puede quedarte una nariz asimétrica, pinzamientos en la punta, irregularidades en el contorno de la piel o una excesiva exposición de orificios nasales. De hecho, algunos especialistas aseguran que 1 de cada 5 pacientes necesitan de una segunda intervención.

Otros riesgos y efectos secundarios

Si tienes pensado entrar en quirófano para someterte a una operación de nariz debes saber que te enfrentas a los riesgos de cualquier cirugía (infecciones, riesgos de anestesia…). Además, es importante que sepas que hay otros riesgos secundarios posibles: dolor persistente, sangrado recurrente, pérdida del olfato y cambios en la sensibilidad cutánea.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *