Las cejas que más te favorecen


¿Sabías que la clave de tu belleza puede estar en tus cejas? Y es que si sabes sacarles partido, te ayudarán a corregir imperfecciones y complejos. De hecho, bien tratadas enmarcan y resaltan tu mirada, pueden ayudarte a quitarte años de encima y agrandan visualmente tus ojos. Eso sí, cualquier error puede resultar un auténtico desastre en tu rostro.

Aunque es cierto que hace un tiempo se llevaban las cejas gruesas, en la actualidad son las de grosor medio, con un ángulo suave pero marcado y no muy cortas las que han tomado el protagonismo. En general, hay que decantarse por una longitud que sobrepase un centímetro el extremo del ojo, con una separación entre ambas que armonice con la anchura de la nariz y la proximidad de los ojos. Eso sí, para tener éxito deberás tener en cuenta los siguientes factores.

La forma de la cara

A la hora de depilarte las cejas es importante que tengas en cuenta la forma de tu cara. Así, si tienes la cara pequeña, tus cejas no deberán ser demasiado gruesas; si tienes la cara redonda, opta por cejas ascendentes; si tu rostro es ovalado, lo mejor es optar por un ángulo suave; a las caras cuadradas les favorecen las cejas en triángulo; a los rostros alargados, las cejas rectas horizontales y a los rostros en forma de corazón, unas cejas más curvadas.

Ojos juntos y separados

También es importante que tengas en cuenta la forma de tus ojos y el tamaño de tu nariz. Así, si tienes los ojos separados, el punto donde comienza la ceja deberá estar más adentro para crear un efecto óptico de acercar los ojos, un truco que también puede servir para afinar la nariz. Y si tienes los ojos muy juntos, la depilación del entrecejo puede ayudar a separarlos ópticamente

Otros consejos

Por otro lado, las cejas deben ser más gruesas junto a los lagrimales internos. Además, para conseguir un mejor resultado, peina las cejas hacia arriba con un cepillo especial y utiliza unas tijeras especiales para cejas para cortar el pelo sobrante, Un gel fijador te ayudará a mantener la forma y domar los pelillos más rebeldes

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *