Productos que te ayudarán a andar con tacones


Quien más, quien menos, tiene interiorizada esa estúpida frase que dice lo siguiente: “para presumir hay que sufrir”. Pues bien, tan adentro la tenemos que somos capaces de dejar a un lado la comodidad que supone andar con zapatillas, manoletinas u otro tipo de zapatos planos, para sumirnos en el más absoluto infierno de los tacones.

Bueno, puede que haya sido un poco exagerada, pero las que, como yo, no estén acostumbradas a andar tacones, entenderán lo que significa tener que llevar zapatos altos, a pesar de que son ideales para estilizar al máximo la figura y nos hacen sentirnos súper femeninas y poderosas. Afortunadamente, hoy en día pueden encontrarse en el mercado diferentes productos para evitar que los zapatos de tacón nos destrocen los pies. ¿Quieres conocerlos? ¡Pues estate muy atenta!

Trucos básicos

Si sientes una especie de amor-odio hacia tus tacones, no te preocupes. ¡No eres la única! Así que si necesitas ponerte tus tacones pero no quieres parecer un pato mareado a los 10 minutos porque los zapatos te han destrozado los pies, te aconsejamos que los fuerces un poco en casa para darlos un poco de sí. Además, también te podría venir bien ponerte calcetines gruesos.

Productos imprescindbles

Si a pesar de estos truquitos tus zapatos siguen haciéndote daño, lo mejor es que utilices medidas preventivas. Debes saber que en los últimos años han surgido una gran cantidad de productos que hacen más fácil llevar tacones. Uno de los más populares son las almohadillas que se colocan en la planta del pie y que ayudan a soportar el peso del cuerpo. Además, puedes encontrar plantillas de poliuretano que se colocan en toda la suela del zapato y aportan mucha comodidad. Por supuesto, no te olvides de introducir en tu neceser apósitos y sticks anti-ampollas. ¡Pueden salvarte la noche!

2 comentarios

  1. Los sticks antiampollas los recomiendo totalmente, ya sea para prevenir como para curar. Eso sí, no vale cualquier esparadrapo o tirita, ha de ser específico, de venta en farmacias. También venden unas plantillas de silicona para suavizar el impacto al caminar, de pequeño tamaño. Y, sobre todo, hay que huir de tacones demasiado altos, tarde o temprano pasan factura con dolores de espalda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *