Errores a evitar en tu estilismo de playa


Hace unos días hablábamos del kit de belleza para ir a la playa, un post en el que podías ver los diferentes tipos de maquillaje y accesorios para el pelo con los que podrás tomar el sol protegida, favorecida y a la moda. En el caso de hoy nos ocuparemos precisamente de todo lo contrario, esto es de los errores a evitar en tu estilismo de playa. Vaya por delante que cada uno es muy dueño de ir como quiera, pero personalmente soy partidaria de una imagen más natural.

En ocasiones me he encontrado en playas y piscinas con mujeres que parecen sacadas de una revista de moda, algo que puede quedar muy mono en un catálogo de ropa de baño, pero que llevado a la práctica resulta tremendamente hortera. Al más puro estilo “llevo todo cuanto tengo”, lucen con orgullo pulseras, collares, pendientes y un sinfín de accesorios que les hace parecer un vendedor ambulante. La clave, como siempre, está en los pequeños detalles: un par de adornos discretos son más que suficientes.


Lo mismo ocurre con peinados y accesorios para el pelo. A ver, que ya sabemos que las flores en la cabeza favorecen mucho y están de última moda, pero no por ello vas a plantarte un floripondio en la playa y quedarte tan contenta. Hay que saber distinguir el momento y la situación adecuada para lucir según qué tipo de estilismos. Tienes un sinfín de pamelas, gorras, pañuelos y demás que son igual de modernos pero muchísimo más acertados para tomar el sol.

Con respecto al maquillaje, tres cuartos de lo mismo. Puedo entender que no te guste ir a la playa de cara lavada y que te maquilles algo. Lo que no entenderé jamás son esas caras completamente cubiertas de capas y capas de maquillaje, sobre las que destacan sombras, coloretes e intensas barras de labios. Puede que estés monísima de la muerte, pero lo inapropiado del momento llamará más la atención que todo lo demás que te hayas propuesto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *