Consejos para cabello encrespado


El encrespamiento es un problema común de muchas mujeres, y es que nuestro cabello no solamente tiene un aspecto poco saludable sino que además resulta realmente difícil de peinar y arreglar.

Esto puede deberse a las características propias de tu cabello o a una falta de cuidados que lo mantenga en perfecto estado. Tanto si te encuentras en una situación como en la otra puedes estar tranquila, porque atendiendo a unos cuantos consejos conseguirás mantener a raya ese odioso frizz que tantas ganas tienes de hacer desaparecer.

Es evidente que hay muchos niveles distintos en lo que a cabello encrespado se refiere, y es que no es lo mismo el rizadísimo cabello de las mujeres africanas que el encrespamiento que sufrimos las mujeres de Europa, por ejemplo.

Sí, porque en países con las características climáticas de Europa el cabello tiende a sufrir falta de humedad, con un consecuente estrechamiento de los poros que hace que el cuero cabelludo se deshidrate y la melena se encrespe.

Para evitarlo presta atención a los siguientes puntos:

Lavado: Llévalo a cabo de una forma suave y con productos específicos para cabellos secos y dañados con ingredientes nutritivos como la jojoba o el karité. Aclara con agua caliente y deja caer un último chorro frío para enjuagar.

Cuidados: Los aceites, las mascarillas y las recetas caseras son una idea genial para devolver al cabello su suavidad y vigor evitando la sequedad. En el último caso, las mascarillas caseras a base de aceite de oliva, aceite de almendras con miel o algunas frutas son una gran solución… ¡Atrévete a probarlas!

Cepillado: Que veas mucha cantidad de pelo no quiere decir que este sea fuerte y resistente, y es que de hecho se trata más bien del caso contrario. Teniendo en cuenta que no serán fáciles de peinar y que se romperán con mucha facilidad lo mejor es cepillarlos con un peine de púas anchas y con cepillos de cerdas naturales.

Recomendaciones: Trata tu cabello con delicadeza, no abusando de los recogidos y evitando dar tirones cada vez que te lo arreglas. Como hemos dicho, también es muy importante tener en cuenta cuáles son los productos más apropiados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *