Arcilla contra la celulitis

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


La celulitis es una de las grandes pesadillas de las mujeres, que luchan con todos los medios a su alcance para combatir la temida piel de naranja que tan antiestética resulta especialmente durante los meses de verano cuando toca lucir palmito en la playa.

Aunque es casi imposible deshacerse de ella por completo, lo cierto es que existen un montón de remedios caseros para combatirla y minimizar su impacto como son las mascarillas realizadas en base a la arcilla.

¿Quieres conocer algunas de ellas y probar suerte? ¡Toma nota de lo que te contamos!

La arcilla es una excelente aliada contra la celulitis gracias a que sus propiedades ayudan a nutrir la piel, a regenerarla y a eliminar toxinas a nivel interno y externo.

Estas son algunas recetas caseras con las que puedes probar:

Remedio nº1

Mezcla 100 gramos de arcilla, el zumo de medio limón, una cucharada de germen de trigo y agua hasta conseguir una mascarilla suave y homogénea fácil de aplicar sobre las zonas afectadas.

Limpia y exfolia tu piel con un guante de crin, enjuaga con agua tibia y aplica la mezcla; para conseguir un mayor efecto, envuelve la zona con papel film durante media hora y retira después la mezcla con agua.

Remedio nº2

Haz una mascarilla suave con 100 gramos de arcilla, 20 gotas de aceite esencial de limón, cuatro gotas de aceite esencial de enebro y una cucharada de germen de trigo. A diferencia del anterior remedio, esta mascarilla debe dejarse actuar sobre la piel durante una hora cubierta con papel transparente (‘albal’) para luego enjuagar con agua templada.

Remedio nº3

Es mucho más sencillo que los anteriores, y es que básicamente consiste en mezclar agua y arcilla hasta obtener una crema homogénea no excesivamente densa pero tampoco demasiado aguada. Masajea tu piel con un guante de crin, enjuaga con agua templada y aplica la mezcla dejándola actual durante unos 60 minutos con el papel film envuelto; después enjuaga y rehidrata la piel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *