Trucos para una manicura más duradera


Unas manos bien cuidadas mejoran radicalmente el aspecto de cualquier persona. Por eso, entre muchos otros cuidados para ellas, las mujeres debemos tener muy en cuenta uno de los mayores rasgos que definen nuestra feminidad: unas uñas cuidadas y bonitas.

Sin embargo, realizar la manicura a veces se convierte en una pesadilla, no sólo por el tiempo que debemos dedicarle, sino también por el poco tiempo que duran en perfecto estado nuestras uñas, que a los pocos días comienzan a despintarse para hacernos repetir todo el proceso de despintar, pulir y volver a pintar de nuevo.

Por eso hoy te damos unos trucos para que, a pesar de tener que dedicarle tiempo, tu manicura sea algo más duradera.

Si usas quitaesmalte para despintarte las uñas, asegúrate de que no queda ningún resto de color y de residuos de la anterior laca de uñas; de hecho, si puedes, deberías lavarte siempre las manos para eliminar los residuos microscópicos que pueden hacer que la laca de uñas no se adhiera bien después. Cuando las tengas limpias, puedes utilizar un antiestrías o un endurecedor para reforzarlas.

Entonces ya puedes aplicar el color. A pesar de que los tonos claritos son los que más disimulan el desgaste del esmalte, las últimas tendencias en uñas para esta temporada son los tonos metalizados algo oscuros, que no siempre resisten tan bien como los mencionados.

No se te ocurra pensar que con una sola capa de color bastará, pues para un resultado perfecto deberás repasarlas hasta dos o tres veces, dejando un espacio de unos tres minutos entre capas para facilitar el secado. Una vez la última capa esté seca, aplícate una capa de brillo transparente, que protegerá el esmalte con una capa invisible.

Si tienes tiempo, te recomendamos que repitas la operación del brillo cada dos o tres días, hasta que consideres que por la estética de tus uñas debes volver a realizarte la manicura.

No escatimes a la hora de comprar tus lacas de uñas, pues en el precio y en las marcas también está la calidad aunque a veces te resistas a aceptarlo, y prueba a comprar texturas con brillo, que acostumbran a ser más duraderas que las mate.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *