Protección solar para el cabello


Por mucho que nos encante ir a la playa a disfrutar de una tranquila y divertida jornada tostándonos bajo el sol, todos sabemos que la exposición continua a los rayos ultravioleta del sol pueden resultar realmente perjudiciales.

Precisamente por eso cuando vas a la playa jamás olvidas tu crema solar… Pues bien, a partir de hoy ya puedes ir haciendo hueco en tu neceser para otro imprescindible, porque tu frágil cabello también debe ser igualmente protegido no solamente en las jornadas playeras sino también en el día a día.

De hecho, aunque la mayoría no fueseis conscientes los rayos solares son altamente agresivos para el pelo, y es que alteran a tu cabello desde la parte superficial hacia el interior perjudicando a la fibra capilar. En el córtex o el corazón del cabello la pérdida de melanina supondrá un trastorno en tu color natural mientras que la pérdida de queratina dejará tu cabello áspero y con las puntas abiertas.

Las consecuencias son un cabello frágil, seco y sin solidez ni un ápice de brillo… ¡Una pesadilla para nuestras melenas!

Si además le sumas el uso de productos o tratamientos químicos como los tintes o las permanentes, el cabello se resiente todavía más. Para evitarlo deberías tener en cuenta algunos de estos consejos:

1. Protección: Es lo más esencial para garantizar su salud y protección frente a los elementos externos. Las opciones son básicamente dos: Utilizar un gorrito que lo proteja o bien aplicar alguno de los productos protectores que ofrece el mercado siempre antes de salir de casa.


2. Para escoger tus productos de protección para el cabello debes consultar a un profesional, que te indicará cuáles son los productos más convenientes para tu tipo de cabello.

3. Complementa los productos de protección con otros nutritivos a posteriori para devolver la hidratación que tu cabello precisa para restaurarse y mantenerse sano. Para utilizar antes de la exposición encontrarás los sprays solares de protección o las mascarillas solares sin aclarado, pero para después de tu jornada de sol podrás utilizar otros champús solares o mascarillas con aclarado, por ejemplo, un tratamiento regenerador e intensivo post-solar.

4. Corta el cabello o repasa las puntas como mínimo una vez al mes para deshacerte de las zonas deshidratadas que dejan un antiestético efecto en tu estilismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *