Pintarse los ojos de rosa y chocolate


En los últimos días, cuando hablamos de la tendencia que más veremos en lo que a maquillaje se refiere, ha quedado bastante claro que la batuta la llevará el estilo nude, por lo que la mayoría de los rostros que veremos recurrirán a un aire muy natural, pero no por ello siempre ha de ser con efecto “cara lavada”.

Cierto es que hay mujeres a las que les gusta realizar siempre técnicas más completas y elaboradas, así como también hay ocasiones que lo requieren. En este sentido, te diré que el hecho de lucir unos ojos trabajados, finos y elegantes, van completamente dentro de la tendencia nude de la que antes hablaba.

Asimismo, tonos tan propios del verano como puede serlo el rosa, estos meses de frío permanecerán más tiempo en el fondo del cajón, lo que no significa que no podamos sacarles partido también en invierno; como en todo, es cuestión de buscar el modo de combinarlos con otros colores más propios de estos meses que vamos a pasar.

Una combinación muy acertada es la que se produce al unir el rosa con el marrón, puesto que la apariencia fresca y viva del primero, queda algo apagada por la fuerza y la elegancia del segundo; y el tándem perfecto lo conseguirás siempre que completes tu creación con lápiz y rímel también de la gama de los marrones.

Cubre el total del párpado superior con una sombra rosa que no sea muy fuerte, dentro de los palo, a continuación, traza la V horizontal que se crea al delinear el nacimiento de las pestañas, continuándolo por la división de párpado fijo y móvil; a continuación, difumina la sombra marrón por esa V y extiende el difuminado por el extremo exterior del párpado inferior. Un toque de rímel y una barra natural, y quedarás perfecta.

Consejos de belleza, Maquillaje, Ojos,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *