Hilos mágicos para la piel


Los hilos mágicos son un novedoso tratamiento para estirar la piel que está triunfando en todo el mundo. Los componentes del hilo son absorbidos por la piel, lo que hace que se mejor la producción de fibroplastos y colágeno. Esto último hace que la zona donde hay arrugas mejore y se estire. Compuestos de polidioxanona, estos hilos son totalmente seguros para el organismo.

Para poder recibir este tratamiento tienes que ir a un centro especializado en el que sepan aplicarlo, ya que requiere habilidades y conocimientos específicos y no en todos puede haber personas que los tengan. Infórmate bien de que el centro que te lo ofrece tiene realmente a un profesional cualificado para emplear este método con todas las garantías. Todos sus beneficios, a continuación.

Abdomen

Es muy recomendable para las mujeres que hayan dado a luz, ya que es posible que hayan quedado marcas que parece imposible que se quiten. Con los hilos mágicos sí se puede, y además de manera muy eficaz.

Escote

Las arrugas que empiezan a aparecer en esta zona son muy molestas, especialmente cuando llega el verano y lo llevas al descubierto. Gracias a este método, podrás hacer que desaparezcan. Además, si tienes el pecho pequeño podrás levantarlo un poco y que no se note si ya está un poco caído.

Cuello

Es donde más rápidamente notarás los resultados porque es una zona en la que no se suele acumular mucha grasa subcutánea.

Muslos y brazos

Con estos hilos conseguirás que se vean mucho más bonitos, ya que es una zona que suele estropearse bastante por diversos motivos. Si combinas esta técnica con otras, los resultados serán espectaculares.

Rostro

Es la zona en la que más se aplican los hilos mágicos ya que sus efectos son espectaculares, realmente parece que te han quitado unos cuantos años de encima. No es recomendable hacerlo antes de los 35-40 años, para prevenir cuando la piel ya comience a envejecer. Dependiendo de tu edad y el grado de envejecimiento de tu piel se te aplicarán los hilos de una u otra manera.

Piel,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *