Errores en el cuidado del cabello


Lucir una melena hermosa y saludable no solamente depende de los cuidados que proporcionas a tu cabello sino también de aquellos factores que no tienes en cuenta y que probablemente están perjudicando a tu cabello.

¿Cometes tú también algunos de los errores más comunes en el cuidado del cabello? Descúbrelo echando un vistazo a algunos de los malos hábitos que te dejamos a continuación.

Estos son los más recurrentes, ¡toma nota y no vuelvas a repetirlos!

1. Lavar el pelo con agua y jabón es perjudicial para el pelo, pues el champú puede hacer que se pierda la lubricación natural del cabello.

2. Frotar bruscamente el pelo con la toalla puede estropearlo irremediablemente, pues se rompe la fibra capilar. Si tienes esta costumbre cámbiala a partir de hoy mismo sustituyendo esta práctica por presionar el cabello con la toalla para eliminar la humedad.

3. Elegir un buen cepillo o peine es esencial para mantener nuestro cabello con salud y belleza, pues los peines demasiado finos o puntiagudos lo pueden dañar. Lo mejor es utilizar cepillos de cerdas naturales y peines de púas anchas.

4. Olvídate de utilizar a diario el secador y la plancha, pues estos aparatos de calor no son para nada recomendables. Para mejorar el impacto debes utilizar protectores térmicos (en crema o en spray) contra los daños del calor, secar a una distancia considerable y siempre con aire templado o frío.


5. A propósito de la protección, también existen algunos productos para proteger al cabello de los rayos perjudiciales del sol… Si siempre utilizas cremas solares para la piel, ¿por qué no haces este favor también a tu cabello?

6. Las cuestiones relativas a la peluquería son las que más pueden afectar a tu cabello: algunos tratamientos como los de color, alisado o ondulación pueden resultar poco recomendables para algunos tipos de cabello (o según su estado), así que no dudes en consultar antes con el profesional que te atiende y pedirle una recomendación.

7. También es un error no cortar las puntas como mínimo una vez cada tres meses.

Cabello,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *