Verdades y mentiras sobre el maquillaje


Aunque la mayoría de nosotras hacemos uso de los cosméticos a diario y creemos conocer algunos de sus mejores trucos, lo cierto es que el desconocimiento real de la mayoría en el ámbito del maquillaje nos lleva a seguir creyendo algunos antiguos mitos.

Prepárate, porque hoy vamos a desmentir algunas de esas creencias que parecen venir de tiempos inmemoriales… ¡Allá van!

Probar el maquillaje: ¿Donde sueles aplicar el maquillaje para comprobar textura y color antes de comprarlo? Seguramente, en la muñeca; pues debes saber que la piel de esta zona es completamente distinta a la del rostro (en textura y color), por lo que no es una buena zona para probarla… Pruébala mejor sobre la zona de la mandíbula, que es la parte más cercana al resto del rostro.


Sombras de ojos: Eso de utilizar las más parecidas a tu color puede ser en algunos casos un completo error, pues también es importante que tengas en cuenta factores como tu tono de piel, tu estilo y también el momento para el que lo utilizas. Además, no siempre los tonos similares son los que más favorecen a nuestros ojos.

Perfiladores: En los últimos años han dejado de utilizarse masivamente, no solamente a pie de calle sino también a menudo en el maquillaje profesional. Si lo utilizas, procura que sea del mismo tono del labial y jamás de uno más oscuro que destaque del color de la barra de labios.

Bases de maquillaje: No son completamente imprescindibles; de hecho, las mujeres que tienen una piel bonita y cuidada pueden hacer uso de otros cosméticos como las cremas hidratantes con color, los polvos e incluso prescindir de cualquiera de ellos.

Corrector: Puede ir tanto antes como después de la base según las características de tu rostro. Si tienes mucho que corregir utilízalo antes de la base; si no, bastará con que des ligeros toquecitos con el producto en la zona a tratar.

Labios Rojo Pasión: Desengáñate, porque por mucho que esté de moda y muy sexy que resulte, el labial rojo no es apto para todo tipo de mujeres. Aún así, si quieres utilizarlo estudia bien qué variedades pueden ir más con tus características.

Maquillaje,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *