Métodos de depilación íntima


Aunque los termómetros digan lo contrario, lo cierto es que ya estamos en primavera y dentro de muy poquito podremos a comenzar a disfrutar del sol y de las altas temperaturas en la playa o la piscina. Por eso, la depilación volverá a ser una de las claves de nuestra rutina diaria, y no nos referimos solo a la de las piernas.

La depilación íntima es cada vez más demandada tanto por hombres como por mujeres. Como es una zona mucho más delicada e inaccesible que otras partes del cuerpo, es necesario tener en cuenta una serie de cuidados, especialmente a la hora de elegir un método. ¿Quieres conocer cuáles son los métodos que existen hoy en día?

Cuchilla

El número de mujeres y hombres que deciden retirarse el vello público por completo o casi por completo es cada vez mayor. Uno de los tipos de depilación más utilizados es la cuchilla, un método fácil, rápido, barato e indoloro. Eso sí, el vello comienza a crecer nada más depilarte y puede producir picores.

Cera

Como puedes imaginar, el efecto de la cera es más duradero y la piel queda mucho más suave. Lo malo es que es difícil hacérselo una misma y el dolor es considerable.

Cremas depilatorias

Las cremas depilatorias también son indoloras, pero pueden causar problemas a las pieles sensibles. Además, es mucho menos duradera que la cera.

Depiladoras eléctricas

Es uno de los métodos más dolorosos y solo se recomienda para la zona superior, aunque es una depilación duradera y económica.

Láser

Por último queremos hablar del láser, el método más efectivo pero también el más caro. Lo mejor es que puedes olvidarte de la depilación por muchísimo tiempo, aunque es aconsejable someterse a sesiones adicionales de vez en cuando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *