Eliminar el ceño fruncido


Aunque es uno de los gestos de mayor expresividad del rostro y también uno de los más divertidos, lo cierto es que a veces el ceño fruncido puede convertirse en un problema que desemboque en unas antiestéticas arrugas que pueden acabar por tomar el protagonismo de tu rostro.

Si eres consciente de que eres una de esas personas que sufren este problema con mayor intensidad presta atención a lo que te contamos y aprenderás las técnicas para combatirlo e incluso hasta eliminarlo.

Las causas del ceño fruncido y sus consecuentes líneas de expresión y arrugas son variadas, desde la gesticulación pronunciada en esta zona hasta el exceso de exposición solar o la falta de cuidados de la piel. ¿Las consecuencias? Un aspecto triste, desconcertado o hasta irritado que para nada tiene que ir con tu personalidad o con tu estado de ánimo real.

Existen varias técnicas para disimularlas o eliminarlas por completo como son algunos aparatos domésticos, algunos tratamientos específicos hasta tratamientos de medicina estética. Te las dejamos algunas de ellas a continuación:

Botox: Es uno de los más utilizados por las famosas, pero desde luego más vale que pruebes con otras técnicas antes porque aunque lo pueda parecer no todo son ventajas… Las inyecciones cada 4 o 6 meses, el gasto que suponen y el efecto máscara o planchado por el que criticamos a muchas de ellas no son precisamente características positivas.

Productos: Debes buscar cosméticos que contengan ingredientes como los que el cuerpo produce en la juventud que ayudarán a rellenar la piel. La mayoría de estas cremas contienen partículas que penetran en la piel, vitaminas C y E (antioxidantes y creadores de colágeno). Estimula la circulación para que el producto penetre mejor en las capas de la piel, extiéndelo con suavidad siempre en el sentido de la arruga y luego cierra los ojos y relaja el rostro unos minutos.

Micropunciones: El tratamiento se efectúa con un dispositivo con microagujas que se introducen en la epidermis y que envían algunos principios activos que ayudarán a evitar estas arrugas. No es doloroso pero sí que puede irritar las pieles más sensibles.

Ya sabes, ¡haz ‘frente’ al problema!

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *