Recogidos que favorecen según la forma del rostro
Seguro que en alguna ocasión has llegado a la peluquería con la intención de salir como todo una estrella y te has encontrado que el recogido que tanto ansiabas hacerte no te sienta para nada como esperabas.

Si quieres estar espectacular en la próxima ocasión especial que se te presente, sencillamente no puedes dejar tu recogido al azar o tener en cuenta únicamente tu propio gusto, a menudo más impulsivo que racional.

Como ocurre en muchos otros aspectos del mundo de la belleza, las formas, rasgos y características de nuestro rostro influyen muchísimo en el tipo de recogidos que nos sentarán mejor.
Si quieres saber cuál es el tuyo, ¡identifica tu tipo de rostro y haz la prueba!

Recogidos que favorecen según la forma del rostro
- Redondo: Te sentarán mejor los recogidos de fiesta con formas suaves y ondas, nada demasiado voluminoso o llamativo que pueda crear un efecto óptico todavía más ancho. Los peinados que dejan mechones sueltos sobre el rostro enmarcarán el rostro y suavizarán también tus facciones, especialmente aquellos con flequillos ladeados (evita siempre que puedas los flequillos rectos).

- Anguloso: Debes disimular esas formas tan marcadas en el rostro. Para conseguirlo, nada mejor que los flequillos y mechones en la parte frontal y recogidos con volumen.

- Ovalado: Es el más agradecido, y es que admite casi todo tipo de peinados. A diferencia del redondo, a esta clase de rostros le favorecen los peinados bastante limpios y tibantes en la frente como las coletas de caballo o los moños, así como los flequillos rectos, las rayas en el centro y los mechones un tanto desordenados sobre el rostro.

- En forma de corazón: Los semirecogidos con flequillo y volumen en el ángulo inferior del rostro son perfectos para este tipo de facciones.

- Cuadrado: Evita en la mayor forma posible los peinados demasiado tirantes al frente, pues el hecho de dejar el rostro al descubierto hará que se marque todavía más la anchura de la cara. Opta por los peinados algo informales, con mechones y volumen que quiten un poco el protagonismo de tus marcadas facciones.